Recibe actualizaciones en tu Email

14 may. 2013

Trucos para menus de restaurantes 3



La letra del menu del restaurante es estratégica. Debemos de pensar en nuestro público a la hora de elegirla.

Utiliza tipos de letra que estén en consonancia con el concepto del restaurante. En un restaurante de gama alta, puedes redactar la carta en fuentes serif -las que tiene "pies" - para crear una mayor sofisticación. Busca un look más elegante, manteniendo el color y letra simples. Debajo de cada plato podemos colocar la descripción de cada alimento en cursiva y dejar un espacio entre cada plato para mayor claridad. 
Juega con los espacios en blanco y ten mesura con los gráficos.


En otros conceptos como por ejemplo, una cafetería, se puede ofrecer una fuente más extravagante o en negrita. Transmitiendo un aire más divertido e informal, se puede valorar usar una fuentes más juguetonas, con los colores brillantes y gráficos festivos.

Como norma general los menús han de ser fáciles de leer. Utiliza tipo de letra de 12 puntos o más grandes que sean amigables como Arial, Helvetica o Times New Roman.

Arial es fácil de leer para los ojos. Es un tipo de letra sans-serif y no distorsiona como algunas otras fuentes. Las fuentes sans serif - las que no tienen "pies" - son opciones populares para los menús.

Fuente Paryrus. Esta fuente es el estereotipo de fuente para restaurantes griegos. Si realmente tienes un restaurante Griego por favor sé algo más creativo.

Fuente Comic Sans. No quiera que este tipo de letra en ningún lugar de su menú. Tu menú no es un texto escolar de primaria. Se ha abusado de este tipo de letra, ya no más...

Fuentes Curly. Las fuentes tienen que ser fácil de leer, especialmente en condiciones de poca luz. Intenta la prueba de entrecerrar los ojos para ver si se puedes leer el menú con esta letra.

Como regla general, no uses más de tres estilos diferentes de tipo de fuente. Cuando se utilizan cuatro o más estilos de fuente diferentes, el poder de atracción de la fuente se diluye y el ojo no descansa en ningún área. Una vez más, la intención es llamar la atención sobre algunos elementos de menú o áreas del menú. Diferentes tipos de fuentes se pueden utilizar como imanes para el ojo.

Experimentar y hacer pruebas con las fuentes es divertido pero cuando se trata de escribir la carta del restaurante,  lo simple es mejor. 

Se parco en tipografías exóticas y en cursiva. 
NO ESCRIBAS TODO EL MENU EN MAYUSCULAS.

10 may. 2013

Trucos para menus de restaurantes 2

No pueden pedir lo que no pueden leer.

Es fundamental que observemos a los clientes mientras leen el menú y estemos alerta con las señales que nos den para los ajustes correspondientes. Los clientes no deberían tener que entrecerrar los ojos para elegir entre sus opciones de menú. 

A medida que la edad media de la población y los problemas de vista aumentan, más y más clientes tienen problemas para leer letra difícil y pequeña. Esto supone una molestia para estos comensales a los que no les gusta que les recuerden que su vista no está en óptimas condiciones.

Usa un tamaño de fuente mayor,  asegúrate de que la fuente del menú sea  lo suficientemente grande y lo suficientemente fácil de leer. Un buen tamaño para la fuente del menú es un tamaño entre 12-14.

Nuestros mayores, apreciarán un tipo de letra cuanto más grande, mejor.

Para atraer al ojo del lector, un buen truco consiste también en  aumentar o disminuir en tamaño de fuente,  para dar o restar importancia en cuanto a la atención de un artículo en particular. En función de nuestros intereses, aumentaremos de forma selectiva el tamaño de fuente y el estilo de algunos elementos de menú. Esta es una técnica que va a atraer la mirada del cliente y por lo tanto su atención. La atención aumentará las probabilidades de que el cliente considere pedir ese artículo sobre otro sobre el que no se había dado cuenta en absoluto.

Los ojos escanean rápidamente los menús. Nunca pongas los precios en un tipo de letra más grande o negrita para que se resalten. La colocación incorrecta o el uso de estas técnicas pueden ser contraproducentes si se  desvía la atención de las secciones del menú o elementos que el operador desea destacar.

20 mar. 2013

Trucos para menus de restaurantes 1


El menu de restaurante es mucho más que una simple lista de platos y precios. Es una poderosa herramienta de marketing y ventas que ponemos en manos de nuestros clientes y debe de ser diseñada muy estratégicamente.

Un diseño correcto de un menu de restaurantes puede impactar muy positivamente en nuestros resultados económicos.El menu ha de ser espectacular y atractivo pero también una buena herramienta de negocio que tiene que estar acorde con la filosofía, concepto y estilo de nuestro establecimiento.

Entrando en materia…

He visto en mi vida muchos menus de restaurante como este de abajo y de hecho creo que es uno de los formatos más habituales también en bares o cafeterías. El error es muy común y muy fácil de entender.

Estructura de precios en columnas o listas:

Alineando los precios en una columna o lista, hacemos énfasis en los mismos, dirigimos  la atención a ellos y facilitamos su comparación. Guiamos a los clientes a una compra por precio y a un escaneo visual fácil, no muy recomendable. De este modo, los clientes pueden visualmente descartar opciones de platos en base sólo a la variable precio y podemos provocar que escojan lo menos caro. Tampoco los puntos ayudan, son más de lo mismo.


El diseño del menú guía al cliente en el proceso de toma de decisión o elección y eso es fundamental 
entenderlo. LA UBICACIÓN DE LOS PRECIOS ES MUY IMPORTANTE y el desarrollo del 
eye tracking como ciencia en los últimos años no ha hecho más que corroborar esta importancia.

La mejor ubicación para los precios en el menú es siempre justo después del plato o la descripción del mismo, pegados, agrupados, siempre en el mismo párrafo y nunca utilizando negrita, subrayado, cursiva u otro color o tamaño.

El tipo de letra que deberemos de usar para los precios ha de ser el mismo que utilicemos para los platos y sus descripciones. Esto pondrá el foco de atención del cliente en el producto, en el plato y no en el precio, como se muestra en el ejemplo de a continuación.







8 nov. 2012

Como visualizar datos estadísticos turísticos


Estar saturados de información es una consecuencia de la cantidad de información que digerimos diariamente en todos los ámbitos de nuestra vida laboral y personal. La manera en la que procesamos la información puede hacerse de distintas maneras y hoy existen herramientas que nos pueden facilitar mucho la labor cuando se trata de grandes cantidades de datos.

Hace un par de años ví por primera vez una conferencia de Hans Rosling  en Ted en relación a la evolución de estadísticas de la población mundial y he de confesar que me encantó el tratamiento de la información tan distinto y novedoso de su exposición. La herramienta que el Sr Rosling utilizaba en su presentación para la elaboración de gráficas animadas o motion charts se puede encontrar en la página web Gapminder y es toda una buena fuente de cifras y datos estadísticos para consulta. El éxito de la herramienta fué tal, que finalmente, en 2007 Google  terminó adquiriendo esta tecnología para su herramienta Google Public Data Explorer.

Me ha gustado mucho haber profundizado un poco más en google docs en estos días y habérmela encontrado incorporada como gráfica animada y me he lanzado a realizar una prueba.

En primer lugar, he tomado como fuente los datos estadísticos publicados por una organismo oficial en República Dominicana sobre la cifra de turistas. El organismo en cuestión es el Banco Central de la República Dominicana y habiendo descargado sobre mi escritorio los datos de interés, los he agrupado en columnas, dejándolos de la siguiente manera:


Una vez traspasados los datos a la gráfica los resultados son los siguientes:

PLAY